DIOSES y HEROES

DIOSES y HEROES

Monografías y Apuntes dioses


ZEUS/JUPITER

En la mitología griega Zeus (en griego antiguo Ζεύς Zeús, ‘rey divino’, genitivo Διός diós) es el rey de los dioses olímpicos, gobernante del monte Olimpo y dios del cielo y el trueno. Sus atributos incluyen el rayo, el toro, el águila y el roble. Además de su herencia indoeuropea, el clásico Zeus «recolector de nubes» también obtuvo ciertos rasgos iconográficos de culturas del antiguo Oriente Próximo, como el cetro.

 

Jean A. D. Ingres
"Jupiter y Tetis"
1811

CRONO/SATURNO

En la mitología romana Saturno (en latín Saturnus) era un importante dios de la agricultura y la cosecha. Fue identificado en la antigüedad con el dios griego Crono, entremezclándose con frecuencia los mitos de ambos.

Saturno es el hijo menor de Coelus, el Cielo, y de la antigua Tellus, la Tierra, tras derrocar a su padre, Saturno obtuvo de su hermano mayor Titán el favor de reinar en su lugar. Titán puso una condición: que Saturno debía matar a toda su descendencia, para que la sucesión del trono se reservase a sus propios hijos.

Saturno se casó con Ops (Cibeles), con quien tuvo varios hijos que devoró ávidamente, como había convenido con su hermano. Sabiendo además que un día sería a su vez destronado por uno de sus hijos, exigía a su esposa que le diese a los recién nacidos. Sin embargo, Cibeles logró salvar a Júpiter. Éste, una vez adulto, hizo la guerra a su padre, derrotándole y expulsándole del cielo. Así la dinastía de Saturno perduró en detrimento de la de Titán.

 

Francisco José de Goya y Lucientes / Pedro Pablo Rubens
"Saturno Devorando a sus Hijos"
1821 / 1636

 

PANDORA

En la mitología griega, Pandora (en griego antiguo Πανδώρα) fue la primera mujer, hecha por orden de Zeus como parte de un castigo a Prometeo por haber revelado a la humanidad el secreto del fuego.
Prometeo decidió robar las semillas de Helios (Sol) a los dioses y entregárselo a los hombres para que pudieran comer y realizar otras tareas culinarias.
Zeus se enfureció y ordenó la creación de una mujer que fue llenada de virtudes por diferentes dioses. Hefesto la moldeó de arcilla y le dio forma; Atenea le dio su ceñidor y la engalanó. Las Gracias y la Persuasión le dieron collares, las Horas le pusieron una corona de flores y Hermes puso en su pecho mentiras, palabras seductoras y un carácter voluble.
Prometeo advirtió a Epimeteo no aceptar ningún regalo de los dioses, pero Epimeteo no escuchó a su hermano y aceptó a Pandora, enamorándose de ella y finalmente tomándola como esposa.
Hasta entonces, la humanidad había vivido una vida totalmente armoniosa en el mundo, pero Pandora abrió la expresión «caja de Pandora» liberando a todas las desgracias humanas (la vejez, la enfermedad, la fatiga, la locura, el vicio, la pasión, la plaga, la tristeza, la pobreza, el crimen, etcétera). Pandora cerró la caja justo antes de que la esperanza también saliera. Y corrió hacia los hombres a decirles que no estaba todo perdido que aún les quedaba la esperanza.

 

John William Waterhouse / Ni Idea
"Pandora"
1896 / Ni Idea

 

PROMETEO

En la mitología griega, Prometeo (en griego antiguo Προμηθεύς, ‘previsión’, ‘prospección’) es el Titán amigo de los mortales, honrado principalmente por robar el fuego de los dioses en el tallo de una cañaheja, darlo a los humanos para su uso y ser castigado por este motivo.
Como introductor del fuego e inventor del sacrificio, Prometeo es considerado el protector de la civilización humana.

 

Piero di Cosimo
"Mito de Prometeo"
1515-1520

 

 

Dirck van Baburen
"Prometeo encadenado por Vulcano"
1623

 

 

Rubens
"Prometeo"
1612

 

ARES/MARTE

En la mitología griega, Ares (en griego antiguo Ἄρης Arês o Ἄρεως Areôs, ‘conflicto bélico’) se considera el dios olímpico de la guerra, aunque es más bien la personificación de la fuerza bruta y la violencia, así como del tumulto, confusión y horrores de las batallas,[1] en contraposición a su hermanastra Atenea, que representa la meditación y sabiduría en los asuntos de la guerra y protege a los hombres y sus habitaciones de sus estragos.


Tintoretto
"Venus, Vulcano y Marte"
1555

 


Sandro Botticelli
"Ares y Afrodita"
1480

 


Diego Velázquez
"Marte"
1640

 

APOLO

En la mitología griega y romana Apolo phebvs (en griego antiguo Ἀπόλλων Apóllōn o Ἀπέλλων Apellōn) es uno de los más importantes y multifacéticos dioses olímpicos. El ideal del kouros (joven imberbe), Apolo ha sido reconocido variadamente como dios de la luz y el sol; la verdad y la profecía; el tiro con arco; la medicina y la curación; la música, la poesía y las artes; y más. Apolo es hijo de Zeus y Leto y hermano gemelo de la cazadora virgen Artemisa.


Jose Ribera "Españoleto"
"Apolo Desuella a Marsias"
1637

 


Diego Velázquez
"Apolo en la fragua de Vulcano"
1629

 


Cornelis de Vos
"Apolo y Piton"
1636

 

CADMO

Cadmo (en griego antiguo Κάδμος) fue un héroe legendario hijo de Telefasa y del rey Agénor de Fenicia. Su importancia en la mitología griega radica sobre todo en ser el fundador de Tebas y el introductor del alfabeto en Grecia.
Hermano de Cilix y Europa, a la que raptó Zeus en forma de toro. Cadmo salió en busca de su hermana por mandato de su padre, Agénor. Cadmo consultó a una pitonisa de Delfos que le aconsejó que abandonara la búsqueda de Europa y siguiera a una vaca por toda Beocia. Donde la vaca se parase Cadmo debería fundar una ciudad. Una vez allí Cadmo envió a sus compañeros a por agua a la fuente de Ares. Esta fuente estaba guardada por un dragón que los mató a todos. Más tarde Cadmo mató al dragón. Al matarlo, se le apareció Atenea que le aconsejó que sembrase los dientes del animal. Al hacerlo salieron de ellos unos hombres armados llamados Espartos. Por haber matado Cadmo al dragón de Ares, tuvo que servir a éste como esclavo varios años.
Acabada su penitencia, fue rey de Tebas y se casó con Harmonía, hija de Ares y Afrodita. Los dioses le hicieron como regalo de bodas un vestido y un collar de oro fabricado por Hefesto. Más tarde dejaron el trono de Tebas a su nieto Penteo y se marcharon a Iliria en las orillas del Adriático donde fueron transformados en serpientes y llevados a los Campos Elíseos. Se creía que Cadmo había venido de Fenicia y que a él se le debía la invención del alfabeto griego.


Pedro Pablo Rubens
"Cadmo Siembra los Dientes de Dragon"
1636

 


Hendrick Goltzius
"Cadmo"
1617 aprox.

 

AQUILES

En la mitología griega, Aquiles nieto de Éaco (en griego antiguo Ἀχιλλεύς Αἰακίδης, Akhilleus Aiakidês, también transliterado como Aquileo) fue un héroe de la Guerra de Troya y el principal protagonista y más grande guerrero de La Ilíada de Homero, que trata no de la guerra en su totalidad, sino específicamente de la ira de Aquiles. En la célebre obra homérica, Aquiles suele ser calificado como el de los pies ligeros, ya que se le consideraba el más veloz de los hombres.
Leyendas posteriores (empezando por un poema de Estacio del siglo I) afirman que Aquiles era invulnerable en todo su cuerpo salvo en su talón. Estas leyendas sostienen que Aquiles murió en batalla al ser alcanzado por una flecha envenenada en el talón, de donde la expresión «talón de Aquiles» ha llegado a aludir a la única debilidad de una persona.
Aquiles también es famoso por ser el más «hermoso» de los héroes reunidos en Troya,[1] así como el más rápido. En su mito es crucial su relación con Patroclo, descrita en fuentes diferentes como profunda amistad o al amor.

 

ORFEO

Orfeo (en griego Ορφέυς) es un personaje de la mitología griega, hijo de Apolo y la musa Calíope.
La historia más conocida sobre Orfeo es la que se refiere a su esposa Euridice que a veces es conocida como Agriope. Algunas versiones cuentan que mientras huía de Aristeo, u otras que mientras paseaba con Orfeo, fue mordida por una serpiente y murió. En las orillas del río Estrimón Orfeo se lamentaba amargamente por la pérdida de Euridice. Consternado, Orfeo tocó canciones tan tristes y cantó tan lastimeramente, que todas las ninfas y dioses lloraron y le aconsejaron que descendiera al inframundo (catábasis). Camino de las profundidades del inframundo, tuvo que sortear muchos peligros, para los cuales usó su música, ablandó el corazón de los demonios, e hizo llorar a los tormentos (por primera y única vez). Llegado el momento, con su música ablandó también el corazón de Hades y Perséfone, los cuales permitieron a Euridice retornar con él a la tierra; pero sólo bajo la condición de que debía caminar delante de ella, y que no debía mirar hacia atrás hasta que ambos hubieran alcanzado el mundo superior y los rayos de sol bañasen a Euridice. A pesar de sus ansias, Orfeo no volvió la cabeza en todo el trayecto, incluso cuando pasaban junto a algún peligro o demonio, no se volvía para asegurarse de que Euridice estuviera bien. Llegaron finalmente a la superficie y, por la desesperación, Orfeo volvió la cabeza para verla; pero ella todavía no había sido completamente bañada por el sol, todavía tenía un pie en el camino al inframundo: Eurídice se desvaneció en el aire, y ahora para siempre.

 


Federico Cervelli / Émile Lévy
"Orfeo y Eurídice" / "La muerte de Orfeo"
1865 / 1866


Autor: Chino
http://resumenes-capitulos.blogspot.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada